¿Cuántos días necesito para conocer Marrakech?

TIP: Marrakech es una ciudad grande. Dos días en Marrakech es lo que consideramos mínimo para poder ver lo más importante de la ciudad. Incluso si no te interesa demasiado la zona moderna, la medina de Marrakech sigue siendo grande y complicada para explorar a pie demasiado rápido. Por nuestra experiencia, el tiempo mínimo para disfrutar y adquirir una buena noción de la ciudad es de dos días en Marrakech.

Dos días en Marrakech

Dedicar un día y medio a la zona antigua y medio día a la zona moderna, o al contrario, según tu interés, puede que sea la mejor opción para conocer Marrakech.

La actividad más turística en Marrakech se concentra en torno a la zona de la Medina (Plaza Jamaa el Fna y los zocos) y la Medina Sur Qzadria también llamada Medina Antigua y el Barrio Judío. Pero existe un Marrakech moderno, el de los barrios Gueliz y Sidi Ghanem de cafés y restaurantes muy actuales, teatros y cines, museos y galerías de arte y un distrito de compras, con conocidas multinacionales, showrooms y diseñadores locales.

Día uno: Conociendo la Medina, la Plaza y los Zocos

Hoy será el día de caminar entre los zocos, comer o cenar en la medina y descubrir todo lo que está en nuestra zona. 

Viviendo la experiencia Riad

Llegamos a Marrakech en autobús desde el aeropuerto a la Plaza de Jamaa el Fna, que es el centro neurálgico de la ciudad. El paseo en autobús es precioso, pasando por delante del hotel La Mamounia hacia la avenida de los jardines de la mezquita Kutubía, y hasta la plaza Jamaa el Fna, que es la primera parada del autobús y el lugar desde el que encontraremos los zocos y desde donde llegaremos a nuestra Riad.

Todo lo que tienes que saber sobre los Riad

Riad con encanto en Marrakech, situado en la medina, una experiencia que no puedes perderte.
Riad con encanto en Marrakech, situado en la medina, una experiencia que no puedes perderte.

Nuestro Riad se encuentra en plena medina por lo que será el día de descubrir esta zona. Olvidaros de Google Maps, se volverá loco entre los callejones de la ciudad.

Nuestro Riad era difícil de encontrar. Nos ofrecieron ayuda, lo mejor, seguir el Google Maps hasta donde empieza a perderse y orientarse con el número del portal.
Nuestro Riad era difícil de encontrar. Nos ofrecieron ayuda, lo mejor, seguir el Google Maps hasta donde empieza a perderse y orientarse con el número del portal.
Ojo con la ayuda que no pediste
TIP: Si te muestras algo perdido es probable los locales más jóvenes terminen acosándote a preguntas sobre a dónde quieres ir. Incluso no diciéndoles nada intentarán acompañarte. Lo mejor para no caer en su red es decirles que no tienes dinero y si incluso así te acompañan y te ayudan, ofrecerles monedas de euro. No las quieren porque no las pueden cambiar. Al fin y al cabo tu no solicitaste su ayuda. Si te pierdes ayúdate de los tenderos de los zocos o pregunta en establecimientos.
No esperes carteles con el nombre de tu Riad
Muchos Riads no están señalizados, no encontrarás carteles señalando su entrada ni carteles en su puerta, porque son edificios comunes. Orientate usando la calle y el número del portal, llama a la puerta sin miedo y aunque no lo creas, voilá, esa es la entrada a tu Riad.
Llegada al Riad en Marrakech. Tiempo para desconectar.
Llegada al Riad en Marrakech. Tiempo para desconectar.
Tiempo para desconectar

Por corto que sea el viaje hasta Marrakech, la llegada al Riad habrá sido una pequeña odisea. Los zocos con el tráfico de motos y bicicletas entre locales y numerosos turistas, los espontáneos que se ofrecen a ayudarte sin habérselo pedido y calles que no llevan a ninguna parte o a otras calles que parecen las mismas.

Tranquilx, una vez llegues a tu alojamiento, disfruta de una experiencia única en tu Riad, para eso está, para relajarse y desconectar. Si te ha resultado difícil llegar, pide un mapa, o si lo tienes, habla con el encargado sobre qué camino son los mejores desde la plaza para volver al Riad.

Visitas y tours por la Medina
Publicidad

Visitar la Medina supone perderse una y otra vez por sus calles, y así, sin rumbo aparente, descubrir su ajetreo y día a día. Es imposible no perderse, por lo que no es recomendable tratar de seguir el mapa sino orientarse con él. Dejarse llevar por las calles de la Medina es lo que te hará comprender por qué está considerada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Visitas imprescindibles en la Medina

Los alrededores de la Mezquita Koutoubia y sus jardines son una visita imprescindible de los tours por Marrakech
Los alrededores de la Mezquita Koutoubia y sus jardines son una visita segura de los tours por Marrakech

TIP: Visitas imprescindibles que se realizan con los tours incluyen Mezquita Koutoubia (exteriores, ya que el interior es sólo para musulmanes), Puerta Bab Agnaou, Barrio Judío, Tumbas Saadíes, Palacio Bahía, Plaza Jama-el-Fna y zocos.

Pero hay más, en la Medina puedes visitar la Madrasa Ben Youseff, el Museo de Marrakech y el Museo de la Fotografía.

Información básica sobre los tours gratuitos

Cada mañana se organizan tours gratuitos o privados por la ciudad. Suelen comenzar a las nueve de la mañana (hay grupos a las 9:00am, 9:30am, 10:00am y 14:00pm) y parten desde la plaza Jamaa-el-Fna.

Dependiendo a la hora a la que llegues puedes hacerlo en tu primer o segundo día en Marrakech. Si no te da tiempo o no hace muy bueno, también hay un bus turístico con el que recorrer la ciudad durante 48 horas.

Tours gratuitos vs tours privados

La diferencia entre los tours gratuitos y los privados, además de la atención que te ofrecerán y de que los grupos de los tours gratuitos son grandes, es lo que verás en ellos, la propina al guía y las entradas a los monumentos que no están incluídas.

TIP: La opción más inteligente para moverte por Marrakech es adquirir un billete de 48 horas en el bus turístico de la ciudad. Podrás subir y bajar tantas veces necesites durante dos días. Si bien no lo usamos tanto en este primer día, nos resultó imprescindible para el segundo. Cuesta 18 euros (nueve euros al día) y ofrece dos rutas (la histórica por la Medina y la del Palmeral con sus zonas verdes más alejadas). Consideramos que merece mucho la pena.

Tour gratuito por Marrakech

Para tener una noción de la Medina y sus monumentos más importantes este tour gratuito de cuatro horas por Marrakech te resultará de ayuda. Tendrás que llegar al punto de encuentro en la Plaza Jamaa-el-Fna, desde donde el guía realizará grupos y empezaréis con una visita guiada en perfecto español paseando por Marrakech.

Qué incluyen los tours gratuitos

Esta visita guiada es gratuita en su reserva pero no incluye entradas como al Palacio Bahía y las Tumbas Saadíes (70 dirhams / 7 euros cada una) por lo que si no deseas verlos se te ofrecerá esperar a que otros interesados lo visiten para proseguir con el tour. Al final de la visita es posible que te lleven a visitar alguna tienda local como parte del itinerario (si no quieres visitarla tendrás que esperar fuera, no estás obligado a comprar nada) y como cortesía habitual tendrás que abonarle una propina al guía (50 a 100 dirhams, de cinco a diez euros por persona).

Tour privado a medida por Marrakech

En el tour privado el guía te recogerá en el hotel a la hora reservada (hay muchísima flexibilidad horaria y puedes reservarlo hasta las ocho de la noche). Los tours son en español y la visita dura de dos a casi cuatro horas en función a lo que queráis ver (prepara tu lista con las visitas imprescindibles en Marrakech).

Tours en función de tu tiempo

El tour se puede modificar y ampliar, es una visita a medida, según vuestro interés. No tendréis que ir (y por lo tanto esperar) aquello que no deseéis ver como ocurre con el tour gratuito y resulta especialmente interesante si no disponéis de una mañana, tenéis el tiempo justo, o vais en grupos grandes.

Paseo por los Zocos

Si te alojas en la Medina ya habrás pasado más de una vez por los mismos puestos. De primeras, veinte hectáreas de zocos repletas de gente y de motos y bicicletas zigzagueando pueden acabar por desbordarte. Una vez conozcas sus secretos, y las tres vías (llamémoslas avenidas) principales, pasear por ellas te resultará más sencillo.

Los zocos de Marrakech, centro histórico de la actividad comercial y de la vida local de la ciudad.
Los zocos de Marrakech, centro histórico de la actividad comercial y de la vida local de la ciudad.

Aunque a día de hoy se conserven así en menor medida, antiguamente los zocos estaban organizados por actividades específicas y localizadas en distritos.

Caminar por los zocos es una experiencia única en Marrakech. Locales, turistas, motos y bicicletas transitan a la vez en un caos bastante organizado.
Caminar por los zocos es una experiencia única en Marrakech. Locales, turistas, motos y bicicletas transitan a la vez en un caos bastante organizado.

Todo lo que tienes que saber sobre los zocos de Marrakech

Restaurantes de comida tradicional

Si bien en la zona de la medina de Marrakech encontrarás (y no muy lejos) restaurantes preparados para turistas y cadenas de comida rápida como KFC, aquellos que quieran probar la cocina casera, local y tradicional marroquí, pueden hacerlo y por muy poco.

Platos modestos pero muy sabrosos, como el tajín de pollo con aceitunas con patatas fritas. Comida casera y tradicional.
Platos modestos pero muy sabrosos, como el tajín de pollo con aceitunas con patatas fritas. Comida casera y tradicional marroquí.

El tajín en sus distintas versiones: verduras, cordero, pollo o carne picada (kefta), el couscous u otras delicias acompañadas del siempre magnífico pan casero y olivas, puedes encontrarlas en la plaza o a pocos metros de la plaza. Restaurantes humildes, limpios, salones muy amplios de mesas alargadas, ofrecen menús diarios para comer por menos de 50 dirhams (5 euros) cada plato.

Hemos probado El Bahja ($$$) y Oscar Progrès ($$$).

Si prefieres algo más moderno y cool te recomendamos terrazas con vistas a los zocos con platos de elaboración moderna.

Terraceo en la Medina

Terrazas para comer o cenar con vistas de Marrakech: Nomad y Café des Épices

Vista del Cafe Des Epices desde la terraza del Nomad.
Vista del Café des Épices desde la terraza del Nomad.

Si es momento de un aperitivo, comida o cena, los dos enclaves de la Medina más solicitados se encuentran a escasos metros el uno del otro, en plenos zocos, con una oferta de platos modernos y vistas. Con precios cercanos a los españoles.

Couscous, maravilla de la gastronomía marroquí.
Couscous, maravilla de la gastronomía marroquí.

Hemos probado el Café des Épices ($$$) y el Nomad ($$$).

Terrazas con vistas a la Medina y la Plaza: Gran Balcon Café Glacier, Café de France o Café Argana

Turistas captando la caída del sol desde la plaza Jamaa el Fna
Turistas captando la caída del sol desde la plaza Jamaa el Fna
Vistas desde el Grand Balcón Café Glacier
Vistas desde el Grand Balcón Café Glacier

Extremadamente turístico, pero para muchos esencial y práctico si lo que necesitas es un descanso, es fotografiar la Plaza Jamaa-el-Fna desde alguna de sus terrazas justo antes de la caída del sol. La consumición en estas terrazas es obligatoria y en ellas encontrarás bebidas típicas marroquíes y refrescos. No te recomendamos comer en ellas, no muy lejos encontrarás otras opciones para comer mucho más baratas y de más calidad.

Amanecer y atardecer de la Plaza Jamaa el Fna

Desde los zocos llegaremos al corazón del casco histórico de Marrakech. Cada vez que visites la plaza Jamaa-el-Fna será diferente.

Plaza Jamaa-el-Fna, corazón de Marrakech.
Plaza Jamaa-el-Fna, corazón de Marrakech.
Artesanías, productos y comida local es lo que podrás encontrar en la famosa plaza Jamaa-el-Fna
Artesanías, productos y comida local es lo que podrás encontrar en la famosa plaza Jamaa-el-Fna

Por la mañana muy temprano la actividad es básicamente de furgonetas que salen para excursiones desde Marrakech. A medio día, un cruce entre grupos de turistas, taxis, coches de caballos y locales que se dirigen a los zocos a comprar.

Panorámica nocturna de la Plaza de Jamaa el Fna en Marrakech
Panorámica nocturna de la Plaza de Jamaa el Fna en Marrakech

Al caer la noche la plaza te envolverá en un bullicio intenso ahumado por los numerosos puestos de comida y adornado por los acróbatas, corros de cuenta cuentos, vendedores, videntes que esperan su público con las flautas de los encantadores de serpientes como banda sonora.

Paseo nocturno desde la plaza la mezquita Kutubia
Paseo nocturno desde la plaza hacia la mezquita Kutubia

Todo lo que tienes que saber sobre la Plaza Jamaa-el-Fna

Día dos: El Marrakech moderno. Escoge tu aventura de ocio, cultura y bienestar

Pasamos el día uno explorando el casco histórico de Marrakech y el día dos disfrutando de la amplísima oferta de actividades culturales y de relax que Marrakech nouvelle tiene que ofrecerte. Pero también le dedicamos tiempo a seguir aprendiendo a manejarnos por los zocos y por todos los rincones del casco antiguo.

Haz tu ruta y escoge tus preferidos

Esta parte es un poco a gusto de cada uno así que te resumiremos los imprescindibles que en nuestra opinión merecen la pena disfrutar para hacer de tu viaje a Marrakech algo inolvidable.

Visita a los jardines del hotel La Mamounia y su Spa

Aunque no te alojes en este lujoso hotel, la cafetería y los jardines del maravilloso e histórico hotel La Mamounia están abiertos al público.

Maravillosos jardines del Hotel La Mamounia pueden visitarse de forma gratuita
Maravillosos jardines del Hotel La Mamounia pueden visitarse de forma gratuita
Piscina en el Hotel La Mamounia, Marrakech
Piscina en el Hotel La Mamounia, Marrakech

Una opción puede ser tomar allí un té en su maravilloso Pabellón Menzeh y pasar parte de la mañana o de la tarde admirando los maravillosos jardines, de más de dos mil rosales junto a limoneros, olivos y naranjos y quizás también disfrutando de un capricho en su piscina-spa (el pase diario cuesta 500 Dirhams / 50 euros).

Vive el Hammam o spa tradicional

Si La Mamounia te parece demasiado caro, por menos de 200 Dirhams / 20 euros,  puedes disfrutar de los tradicionales baños árabes o Hammam, donde relajarte a base de spa y masajes con productos naturales.

 

Guéliz, el Marrakech moderno. Arte, tiendas y pastelerías

El barrio de Guéliz representa al Marrakech más occidental. Epicentro del circuito comercial y artístico este barrio explica cómo Marrakech se adapta a los nuevos tiempos.

Tienda Zara en una de las avenidas principales de Gueliz, el barrio moderno de Marrakech
Tienda Zara en una de las avenidas principales de Gueliz, el barrio moderno de Marrakech

Su carácter contemporáneo y residencial, nos recuerda de una forma modesta al Occidente de grandes avenidas repletas de hoteles, teatros, cines y tiendas oficiales como Adidas, Zara o McDonalds.

En él también encontramos el famoso e inacabado Teatro Royal de arquitectura que mezcla de estilo europeo y marroquí.

Teatro Royal en Gueliz, Marrakech. Puede visitarse de forma gratuita.
Teatro Royal en Guéliz, Marrakech. Puede visitarse de forma gratuita.

Guéliz tiene una amplia oferta de restaurantes modernos y pattiseries (pastelerías).

Hemos probado la Pattiserie Amandine.

MACMA, museo de arte y cultura de Marrakech

El MACMA en Gueliz, Marrakech, es el museo de arte y cultura de Marrakech.
El MACMA en Gueliz, Marrakech, es el museo de arte y cultura de Marrakech.

Una visita obligada para los amantes del orientalismo es esta extensa colección privada de artistas orientalistas y europeos que demostraron su más profundo amor por los paisajes y habitantes de Marruecos. En las galerías comerciales que dan acceso al museo encontrarás numerosas boutiques y espacios de arte.

El Marrakech de Yves: museo Yves Saint Laurent y Jardín Majorelle

Patio circular del Musée Yves Saint Laurent en Marrakech.
Patio circular del Musée Yves Saint Laurent en Marrakech.

Yves Saint Laurent tuvo una fuerte vinculación a Marrakech y Marruecos. Prueba de ello es el famoso museo Yves Saint Laurent en la que se pueden visitar las distintas colecciones del diseñador así como disfrutar de su edificio, un imprescindible en la nueva historia arquitectónica de la ciudad.

Jardín Majorelle, uno de los más hermosos jardines de Marrakesh
Jardín Majorelle, uno de los más hermosos jardines de Marrakesh

Junto al museo se encuentra el Jardín Majorelle todo un oasis vegetal en exóticos verdes y azul añil. En este jardíntambién se encuentra el Museo Bereber.

TIP: Ambos complejos se encuentran muy cercanos el uno del otro y puede adquirirse una única entrada que incluye ambas visitas.

Apuntes finales: Volveremos a Marrakech

Sin duda dos días son suficientes para adquirir una noción básica de la ciudad, sin embargo, nos hemos quedado con ganas de más y estamos seguros de que volveremos para pasar más días con la ahora nueva intención de únicamente disfrutar y «desconectar» con las actividades y sabores que esta ciudad tiene que ofrecer.

Dos días te sabrán a poco si tu intención es la de disfrutar de tu Riad y relajarte.
Dos días te sabrán a poco si tu intención es la de disfrutar de tu Riad y desconectar y relajarte.

Marrakech nos permitirá volver independientemente del presupuesto que podamos tener porque tiene opciones para todos los bolsillos respecto a alojamiento, gastronomía y ocio.

Nos hemos enamorado de Marrakech y sabemos que volveremos a verla y pronto.

Actividades más solicitadas en Dos días en Marrakech

Publicidad
Recibe nuestros especiales

Suscríbete a nuestra newsletter mensual para recibir cada mes un especial además de descuentos y promociones para viajar.

¡Hecho! Bienvenidx a Viajerxs!

¡Vaya! Parece que ha habido un error, vuelve a intentarlo